Dos estudios publicados recientemente han encontrado que las personas afectadas por sarampíón pueden permanecer inmunodeprimidas durante meses o años después de recuperarse, dejándolas susceptibles a otras infecciones. Por el contrario, no se observó inmunosupresión similar en niños vacunados. Uno de ellos, fue publicado en la revista Science el 1° de noviembre.

La conclusión del mismo revela que muchas de las muertes atribuibles al virus del sarampión son causadas por infecciones secundarias ya que este infecta y daña funcionalmente a las células inmunes, aunque no está claro si la infección por sarampión causa daño a largo plazo a la memoria inmune. Esta pregunta se ha vuelto cada vez más importante dado el resurgimiento de las epidemias de sarampión en todo el mundo.

El otro trabajo habla sobre la viremia y linfopenia que genera el virus sarampionoso. Los linfocitos se recuperan poco después de la desaparición de la erupción pero la inmunosupresión puede persistir durante meses o años después de la infección, lo que resulta en una mayor incidencia de infecciones secundarias ... Nuestros resultados muestran que la infección por MeV causa cambios en la diversidad de linfocitos B ingenuos y de memoria que persisten después de la resolución de la enfermedad clínica y, por lo tanto, contribuyen a comprometer la inmunidad a infecciones o vacunas previas.

Fuente: IAC Express

Contenido actualizado el November 25, 2019, 12:09 am